Carrillada a la cerveza negra



Hace tiempo hice unas carrilleras con vino tinto, que realmente me gustaron mucho. El otro día vi en el canal cocina como hacían un guiso con cerveza negra, así que me animé a tratar de hacer esta receta pero eliminando el vino tinto y sustituyéndolo con cerveza negra.

Bien vamos a lo que vamos. 

Espero que os guste.



INGREDIENTES:
  • 1 Kg. de carrilleras de cerdo ibericas limpias.
  • 1 cebolla grande
  • 2 puerros
  • 3 zanahorias medianas
  • 1 dientes de ajo
  • 1 hoja de laurel
  • 3 botellas de cerveza guines negra
  • 100 ml de caldo de carne 
  • Harina
  • Sal
  • Azucar
  • Pimienta negra molida
  • Aceite de oliva 


PREPARACIÓN


En primer lugar limpiamos las carrilleras en el caso de que no estén limpias, quitando toda la grasa sobrante. 
Las salpimetamos y las enharinamos. Ponemos un poco de aceite (justo para cubrir la base del recipiente donde las vamos a hacer) y sellamos las carrilladas hasta obtener un buen color dorado. Una vez doradas, retiramos de la olla y reservamos para luego.


Picamos la cebolla, el puerro y las zanahorias. El ajo lo pelamos y lo picamos. Ponemos un poco de aceite mas en la olla, si quedó poco de marcar las carrilleras, y ponemos a rehogar la cebolla, puerro, zanahoria y ajo. Agregamos también la hoja de laurel y una pizca más de sal.

Rehogamos hasta que la cebolla esté transparente. 

En ese momento agregamos las carrilleras y removemos bien para que tomen los sabores de las verduras. 

Cuando hayan pasado unos 5 minutos, agregamos la cerveza, y el caldo. Ponemos el fuego a potencia media.



Las carrilleras tardan en hacerse aproximadamente 1 hora 15 minutos a 1 hora y media. Id comprobando el punto de la carne hasta tenerla lista.  Espumad según vaya necesitando.

El azúcar de la receta es para contrarrestar el punto de acidez de la cerveza negra. He de decir que a mi no me gusta mucho, por eso lo hice y quedó muy bien. Si os gusta la cerveza igual no necesitáis el azúcar

Debéis retirarlas del fuego un poco antes de que estén listas. ¿Porque? Sencillo, tratamos de recuperar un dicho de la abuela. Los guisos lentos saben mucho mejor de un día para otro. Así que llegados al punto anterior, retiramos del fuego y reservamos. Siempre teniendo en cuenta que lo estemos haciendo de un día para otro, sino, retirad la carne del fuego solo cuando esté a vuestro gusto.



A mi la salsa me gusta con "tropezones" ( al menos esta salsa ), pero si no os gustan, podéis sacar  la carne y triturar los restos para dejar un salsa mas fina. También podéis colarla en lugar de triturarla, y añadirle unas "nueces" de mantequilla para que brille un poquito y darle algo mas de consistencia (truco sacado del canal cocina jeje).



Y listo, a la mesa a disfrutar, junto con un buen vinito y un buen pan para mojar.




Saludos y buen provecho.

- aLoNNe -



2 comentarios:

  1. vaya pintorra Jose Manuel, yo nunca he cocinado con cerveza negra pero el resultado me gusta, te han quedado superapetecibles. un besote y feliz semana.
    como agua para chocolate-myriam

    ResponderEliminar
  2. Gracias Myriam !!! Estaban de rechupete, lo unico, es el punto de amargor que le da la cerveza. A mi no me gusta la cerveza, y lo hice por probar, como no me gustaba el amargor, le añadí azucar, para contrarestar un poco el amargor y quedó muy buena :D

    Un abrazo !

    ResponderEliminar